Comunicación sin interferencias gracias al Data Driven marketing

En el contexto actual resulta imprescindible situar los datos en el centro de cualquier proceso de toma de decisiones. Datos que pueden provenir de una venta, una interacción a través de un mail, por las redes sociales, con formularios, encuestas… por lo que prácticamente cualquier marca o empresa, independientemente del tamaño, puede implementar su estrategia de Data Driven marketing.

Las empresas son cada vez más capaces de realizar un análisis de datos mucho más preciso e instantáneo gracias a la evolución del Big Data. A pesar de ello, y de las facilidades de acceso, solo un 31% de las empresas, aseguran que usan el Data Driven de una manera avanzada. Aterrizando mucho más el uso del Data Driven frente a las tendencias que se han visto efervescentes este último año, puede hacerse una aplicación más precisa en los diferentes entornos del marketing que exigen focalización.

inteligencia rtificial

Cómo entender al nuevo consumido a través del Data Driven

Este año hemos aprendido que el consumidor debe ser el centro de la estrategia, y el Data Driven es la herramienta más precisa. Este nos capacita para acercarnos a las exigencias del nuevo consumidor postpandemia, gracias a esta técnica podemos alcanzar los requisitos de la comunicación actual.

  • Hiperpersonalización: permite a las marcas crear una campaña personalizada para convertir a los clientes potenciales a través de una comprensión más profunda y emocional del perfil del cliente. Es esencial que las empresas transmitan actualmente un mensaje customizado al perfil de cada tipo de cliente al que se dirige. Y es mucho más sencillo establecer y dividir las audiencias gracias al análisis de datos.
  • Experiencia omnicanal: las empresas pueden aplicarlo en su estrategia de marketing y aprovechar los datos para extender su alcance. El Data contribuye a la fusión de la experiencia con la marca dando igual el entorno en el que tenga lugar.
  • Costumer experience: muchas empresas pueden favorecerse del uso del Data Driven para hacer una experiencia de compra mucho más sencilla y satisfactoria para el consumidor. Analizando cuáles son los puntos gatillo del proceso de compra dentro de una web o en la propia tienda física.  Ayudándose de los datos para mejorar los posibles fallos que puedan interferir en la relación con el cliente.

Beneficios de aplicar la estrategia 

La revolución digital ha contribuido a que los usuarios puedan dejar sus huellas digitales, posibilitando el rastreo de comportamientos y acciones de los usuarios. Estos datos fundamentan la dirección de la estrategia de las empresas, aportando diferentes beneficios.

En primer lugar, el Data Driven marketing maximiza el retorno de la inversión; al comprender mejor las necesidades del cliente, se pueden ejecutar acciones de marketing y comunicación mucho más dirigidas. Favoreciendo la eficacia de la inversión y evitando malgastar recursos. Gracias a este se rentabilizan los recursos disponibles y consecuentemente se optimiza la inversión, y con ello, los resultados que se obtienen.

En segundo lugar, facilita la adecuación del contenido. Gracias a los datos se pueden identificar los canales y los contenidos más relevantes para el público objetivo, y de esta forma, dirigir toda la estrategia de marketing de contenidos y adecuarla las necesidades de los usuarios.

Esta tecnología permite llevar a cabo una predicción de resultados aproximada. Fusionando las herramientas proporcionadas por los datos y tecnologías como puede ser el machine learning. Esta herramienta científica está basada en la inteligencia artificial, que es capaz de generar predicciones a partir de patrones de comportamiento previos. Así, recogiendo datos de campañas previas, se puede hacer una estimación de los resultados futuros.

¿Cómo adaptar una estrategia de Data Driven marketing?

Aunque todo esto suene como una tecnología complicada de aplicar, existen diversos pasos a seguir que reducen la complejidad de este tipo de prácticas. Como en toda estrategia de marketing hay que establecer etapas para llevar a cabo una planificación clara.

  1. Establecer objetivos: es necesario fijar los resultados que se pretenden obtener. Estos necesariamente deben estar en sintonía con los objetivos generales de la empresa. También es esencial establecer KPI’s que identifiquen si se está llevando de forma adecuada el proceso.
  2. Definir los datos de referencia: se deberá establecer una lista de datos referentes para llevar a cabo el análisis base que se aplicará en la estrategia posterior.
  3. Fijar las herramientas de análisis de datos: seleccionar las herramientas a través de las cuales se trabajará la estrategia, es uno de los pasos previos que hay que llevar a cabo.

El uso de las herramientas dependerá de los datos que se necesiten y de los objetivos de la estrategia. Lo más interesante de las herramientas de automatización es que brindan informes fáciles de interpretar, con un alto nivel de segmentación, a partir de los filtros que proporciona.

  1. Medición de resultados: el análisis de datos es el fundamento del Data Driven. La información solo será valiosa si se analiza y ayuda a diseñar una mejor estrategia para el futuro. Obteniendo esta información se podrán adaptar las campañas y los mensajes, los canales, e incluso, mejorar el producto dependiendo de las demandas que se identifiquen en los datos.

Con todo ello, el Data Driven facilita el trabajo de las estrategias de marketing para llegar al público objetivo de una manera más eficaz y optimizada. Consiguiendo de esta forma uno de los hitos más importantes de la comunicación de hoy en día: conocer mejor al consumidor y poder conectar con él.

Clara Nieva
Clara Nieva

Especialista en planificación estratégica y gestión de canales digitales. Amante de la medición, porque aprovechar las oportunidades que ofrece el entorno digital es un reto y una obligación para las marcas y empresas.

Si te ha gustado este artículo, suscríbete y no te pierdas nuestro contenido.


Consulta nuestra política de privacidad